Sin palabras


No supe que decir.

Había imaginado ese momento durante todas las tardes que duro el verano, cuando ella estuviera sola sentada en el parque y yo llegaría de pronto a charlar y hacerle compañía.

Había imaginado que el sol estaría resplandeciente en el cielo, sin ninguna nube que le restara protagonismo en ningún momento.
Había imaginado que ese día el aire tendría un aroma dulce, una combinación de su perfume y el fresco aroma de pino que habitaba por esos frescos lugares.
Incluso había imaginado la ropa que ella llevaría ese día: un vestido rosa con un coqueto diseño juvenil que sin duda le daría un aire casual sin olvidar jamás su elegancia.

Cuando al fin llego ese momento, todos mis pensamientos se fueron a la basura.

Ella estaba ahí, sentada con el libro de cubierta café en sus manos, completamente sola.
Era el momento que tanto había imaginado
Lo que nunca imagine, era que yo me acobardaría en el último instante.
Simplemente no supe que decir.

En silencio seguí mi marcha avergonzado, intentando disimular el sonrojo en mis mejillas.
Ella nunca me vio, nunca supo que yo existía.

Nunca cruzo por su mente que había un hombre que paso todas las tardes de verano imaginando un día de fantasía, donde solo ella era la protagonista.


-Cari Rdz

Related Posts

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sobre mi

Mi foto

Autora de "Versos con café" 
Amiga del silencio, storyteller desde chiquilla, geek por gusto.
Hago las cosas que me apasionan, escribir, hacer garabatos en papel. 
Hablar es de esas (pocas) cosas que se me dan bien. 
Especialmente contar historias. 
Sigamos en contacto, apoyame con tu like y no te pierdas ninguna actualización :D

Gracias por leer :)

Seguidores